En boca de un poeta:

Canto de amor a Stalingrado

Honor a ti por lo que el aire trae,
lo que se ha de cantar y lo cantado,
honor para tus madres y tus hijos
y tus nietos, Stalingrado.
Honor al combatiente de la bruma,
honor al Comisario y al soldado,
honor al cielo detrás de tu luna,
honor al sol de Stalingrado.


miércoles, 2 de septiembre de 2009

Quiero y no puedo, poder quererte .

Quiero y no puedo, poder quererte

Quiero y no puedo, poder quererte
sin verte, más que en triste retrato
del tuve, del tenía, al no tenerte
Love forever? Ese era el trato.

Mi corazón tan tuyo y tan fuerte,
sin ti débil, podrido e ingrato
que me muera y venga la muerte
si te quedas a mi vera otro rato.

Camino de la mano de mi sombra
y le pongo tus ojos y tu risa,
mi tartamudo corazón te nombra
con un nudo por las dudas y la prisa.

Y me quité tu anillo del dedo,
retomé el vicio ya dejado
y cada noche me muero del miedo,
por no despertar ya a tu lado .

Allá voy por la quinta avenida
sin compañía, ni rumbo, ni posada
con el luto de la despedida
digo adiós, a mi enamorada.

Lo mejor que me pudo dar la vida
marchó anoche de madrugada,
la coca, el prozac y la bebida
son mis cartas en el doble o nada.

Al poner la llaga donde duele,
la infame soledad es un partido
malherido, convertido en pelele
por la nostalgia cruel de tu olvido,
si ya no hay nada que consuele
a mi corazón, marchito y podrido.



Aitor Cuervo Taboada

1 comentario:

  1. parece un rap...
    me gustan las poesías que has eventeado por tuenti ^^

    ResponderEliminar

En línea

Desde Agosto del 2009

Desde Marzo de 2011.